No podemos dejar que se “coman el elefante a pedacitos”

Derecho de petición sobre fusión UNE - Millicom

Con la radicación en el Concejo de Medellín del proyecto de Acuerdo para transformar y modificar la composición accionaria de UNE, que seguimos considerando desde SINPRO como una decisión precipitada y en contravía de la preservación del capital estatal como bien público de la ciudadanía, se van despejando dudas en torno a las verdaderas intenciones de la administración (léase Alcaldía de Medellín), de ir “comiéndose el elefante” a pedacitos. Ya fueron por Colombia Móvil, el turno le corresponde ahora a UNE ¿Y después qué sigue?

Desde que se conoció a finales de enero de 2013 de la intención oficial de la fusión, SINPRO ha venido trabajando con sus Delegados, con calificados ex miembros de la empresa, con expertos en temas jurídicos, tecnológicos y con amplio conocimiento de la historia de la alianza UNE – ETB – Millicom (Colombia Móvil) y con otras organizaciones, buscando respuestas a esta acción de la administración municipal, que como indicamos en comunicación anterior, deja más dudas que certezas, y que no han sido despejadas en los “conversatorios” de la administración con los trabajadores de UNE y EPM, donde solo han dejado ver un lado, el de la “fusión con Millicom” como “única salida”.

Se muestra a UNE como una empresa con dificultades financieras y sin futuro, a través de modificaciones contables en políticas de depreciaciones y amortizaciones, que impactan directamente el estado de resultados, arrojando pérdidas por 203.213 millones de pesos. Así mismo, se muestra la incursión en el mundo móvil como el único elemento de futuro para UNE, y para ello, un salvador, también único: Millicom.

¿Intencionalmente se buscan “resultados” como preámbulo a la valoración de una banca de inversión? ¿Millicom estará sobrevalorando a Colombia Móvil para acercar la fusión? ¿Esta es la primera fase para diluir el capital estatal y que éste quede en manos privadas?

Las últimas movidas dan cuenta del nombramiento en las dos empresas, EPM y UNE, de expertos en fusiones, adquisiciones, venta de activos y atracción de inversión extranjera, mientras desde varios frentes trabajamos aportando elementos para coadyuvar a enderezar el rumbo del Grupo Empresarial EPM, especialmente de UNE, creyendo ingenuamente, que se cuenta con líderes en el cuidado de los bienes estatales.

Por ello, y con el fin de conocer la verdad que se esconde detrás de esta “fusión” (se pide autorización al para la cesión de la administración, gestión u operación del negocio) y de garantizar un efectivo control social a las acciones adelantadas en el marco de las “Alianza Público – Privadas” del Plan de Desarrollo de Medellín, orientadas al logro de los objetivos definidos en éste y la prevalencia del interés general sobre el particular, SINPRO elevó un derecho al Gerente General de EPM, compuesto por 17 preguntas.

Del derecho de petición se enviaron copias al Alcalde de Medellín, al Presidente de UNE, a los miembros de la Junta Directiva de EPM, a los Concejales de Medellín, al Contralor de Medellín, al Procurador General de la Nación y a la Contralora General de la República.

Las 17 preguntas del derecho de petición giran en torno a la legalidad de la decisión, el debido proceso, la información, asuntos de tecnología, el talento humano, la transparencia y los beneficios de esta “fusión”.

Las preguntas del derecho de petición
1. ¿En qué sesión de la Junta Directiva de EPM fue discutido el punto referente a la fusión de UNE con la firma Millicom, qué información fue puesta a consideración de los integrantes de la Junta y cuáles fueron sus recomendaciones al respecto?

2. ¿Cuál fue el proceso seguido para seleccionar un aliado estratégico para UNE y cuáles fueron los criterios tenidos en cuenta para su selección?

3. ¿Cuál es el documento elaborado por la administración de la empresa que respalda la decisión de seleccionar a Millicom cómo aliado estratégico en términos técnicos y financieros, y cuáles fueron sus recomendaciones?

4. ¿Por qué al proceso de fusión entre UNE y Millicom se da un tratamiento de “confidencial” cuando está en juego capital estatal?

5. Si se trata de una alianza gana- gana ¿Por qué se está haciendo un proceso de la “Debida Diligencia” en una sola vía (Millicon indaga hasta el mínimo detalle de UNE, mientas que UNE no indaga nada al respecto de Millicom)?

6. ¿Cuáles son las ventajas tecnológicas de Millicom como aliado estratégico y qué evidencias se tienen de su eficiencia para llegar a la conclusión de que es el mejor aliado estratégico para UNE?

7. ¿Cuál es la fortaleza y la experiencia que tiene Millicom en el mundo fijo de las TIC y cuál su fortaleza y experiencia en la convergencia fijo – móvil? ¿Con qué hechos y datos concretos pueden demostrarse dichas fortalezas?

8. ¿Con cuáles bandas de espectro cuenta Millicom en Colombia y cuáles son las ventajas y desventajas de cada banda para el negocio de UNE?

9. De darse la alianza o fusión ¿Cómo mitigará EPM el impacto que ello tenga sobre el personal de UNE? ¿Cuáles serán sus acciones de Responsabilidad Social Empresarial al respecto?

10. ¿Cómo se verán afectados los programas de interés social del Municipio de Medellín (Ruta N, Ártica, Emprendimiento, Clúster TIC, cobertura de colegios y escuelas) y de UNE (Proyectos con el Ministerio de Defensa, Telemedicina y Teleasistencia) los cuáles se hacen directamente desde la operación de UNE?

11. ¿Cuánto dinero recibió EPM o su filial UNE, por la transacción que se hizo con Millicom para que esta empresa asumiera el control de Colombia Móvil?

12. ¿Cuánto dinero pagó Millicom por tener el control de Colombia Móvil?

13. ¿Cuánto dinero ha recibido EPM o UNE, año por año, desde 2006, de su inversión en Colombia Móvil?

14. ¿Cuánto dinero adeuda Millicom a EPM o a UNE desde cuándo y cuál es la tasa de interés de dicha deuda?

15. ¿En qué acciones estratégicas ha apoyado Millicom a UNE, su socio en Colombia Móvil?

16. ¿Cuántas personas salieron de Colombia Móvil cuando Millicom tomó el control de la empresa?

17. ¿Cuáles son los programas de inversión social de Colombia Móvil en el país?


Además de estas preguntas incluidas en el derecho de petición, existen muchos más interrogantes que hemos recibido desde diferentes fuentes, las cuales incluimos para llevar a los debates en torno a este tema en el Concejo de Medellín, de las cuales extractamos algunas:

• ¿Cómo se va a garantizar la continuidad de los acuerdos convencionales de los trabajadores de UNE, si se piensa en hacer una nueva empresa?

• ¿El tema de sustitución patronal se dejará en el documento de acuerdo como una cláusula a cumplir?

• ¿Cómo va a ser la “venta” del patrimonio de los medellinenses? Pues cuándo se vende a crédito eterno y sin financiación no es una venta sino un obsequio, como pasó en el caso de Colombia Móvil. Entonces ¿Millicon pagará al contado? ¿Pagará el control de la compañía?

Finalmente hacemos un llamado a todos los trabajadores de UNE y de EPM a trabajar unidos por la defensa del capital estatal como bien público de la ciudadanía, y a no dejar que el elefante se lo coman a pedacitos.